Es un tema que apasiona a todos los medios de comunicación: ¡los parques de ocio resisten la crisis! Y además hacen algo más que resistir la crisis, muestran un muy buen estado con un crecimiento de frecuentación, generalmente superior al 10% durante este verano. El éxito se explica gracias a la confirmación de las estancias cortas, una nueva tendencia del turismo local y un buen verano. Recorrido del panorama de los resultados de algunos parques franceses y belgas según la prensa local:

En Nigoland, por ejemplo, la frecuentación está en un aumento del 15%, mientras que en Vulcania, está aumentando un 8% en julio.

Mientras que el balance de julio es más bien moderado en la Costa Azul, Marineland ha experimentado una afluencia récord con 270.000 personas en ese único mes, es decir + 13%. Aquasplash, su parque acuático vecino, ha llegado a + 14%.

El Futuroscope ha visto desfilar 227.000 personas en julio, es decir, un aumento del 10% y ya apunta +20% en los primeros días de agosto.

En Lorraine, en el Parque Walygator, nos alegramos de haber llegado ya a acoger tantos visitantes como el año de la reanudación del parque por parte de los hermanos Le Douarin en 2006, es decir, 240.000 personas. La dirección cuenta con un aumento de la frecuentación del 20% durante este año.

El pequeño parque del norte, Dennlys Parc, también ha conocido un boom en su frecuentación: +25% en julio y +51% en los primeros quince días de agosto, aunque el año pasado ya había sido una temporada récord con un total de 110.000 visitantes. Cifra ya alcanzada, la temporada debería terminar con un total de 140.000.

La Compagnie des Alpes también hace alarde del buen estado de los parques, aunque las cifras referentes a la frecuentación son más discretas, Así, el Parque Astérix, dice tener un mes de julio excelente con una progresión clara en su frecuentación. Walibi Aquitaine y Rhône-Alpes han bajado sus billetes de entrada un 20% y desde entonces han experimentado un aumento en su balance anual del 30%. El Parque de animales Planète Sauvage, cerca de Nantes, ha abierto este año un delfinario, lo que ha generado, como consecuencia, una explosión en el balance de más del 74%, mientras que la frecuentación pasará de 200 a 300.000 visitantes.

Una tendencia que se confirma en Bélgica: Walibi Belgium ha experimentado el pasado 15 de agosto la jornada más alta de su historia con 20.200 visitantes y un aumento del 12 % en los primeros días de agosto.

Ploapsa Coo acogió su millonésimo visitante desde su cambio de insignia en 2006. Y la frecuentación de los 3 parques de Plopsa a principios del verano estaba en alza: + 25 % en Coo, + 20 % en La Panne y + 5 % en Hasselt. Bobbejaanland, este último ha experimentado un aumento de su frecuentación del 27% desde el inicio de la temporada.

¡Les deseamos a todos estos parques (y a los otros) que la temporada se termine tan bien como se está desarrollando actualmente!

Fuentes: Technopolitain, Le Républicain Lorrain, Est Eclair, Nice Matin, AFP, De Standaard, RTBF, 7 sur 7, La Voix du Nord, La Nouvelle République, La Croix.