Published On: 06.09.2022|Categories: Noticias de la Empresa|

Las medidas de ahorro energético en parques acuáticos, sean de nueva creación o existentes, son necesarias tanto para la sostenibilidad de las instalaciones y el cuidado del medioambiente como para la reducción de unos costes energéticos cada vez más gravosos. Precisamente, el eléctrico es uno de sus principales consumos energéticos. Por tanto, implementar soluciones que permitan el autoabastecimiento de energía eléctrica es una buena forma de reducir dichos costes.

Disney, uno de los líderes en la industria del ocio, ha anunciado recientemente sus planes para desarrollar dos nuevas plantas solares con una capacidad de 75 MW. El objetivo de la iniciativa es cubrir hasta el 40% de sus necesidades de electricidad. Además de estas intervenciones, también tienen previstas otras:

  • Instalación de 4000 paneles solares en Castaway Cay, una isla privada en Bahamas, con el objetivo de proporcionar el 70% del suministro eléctrico.
  • Instalación de pérgolas solares en Disneyland Paris.
  • Instalación de 5000 paneles solares en Hong Kong Disneyland Resort.

Otros actores relevantes adoptan medidas similares. Por ejemplo, Six Flags Great Adventure (USA) prevé una instalación de energía fotovoltáica de 23.5 MW; Delfi Planet (Francia), Greenwood Forest Park (UK) o PortAventura (España) proyectan alcanzar un tercio de su consumo eléctrico con energías renovables.

Las cada vez mejores prestaciones de los equipos de captación, con materiales ligeros y flexibles como el ETFE, que facilitan su instalación en casi cualquier superficie existente sin incremento de peso que la penalice, contribuye también a esta implantación.

Por Raúl Soriano, modelador sénior en el Dpto. de Arquitectura de Amusement Logic

TAMBIÉN PODRÍA INTERESARLE