Published On: 29.04.2021|Categories: Noticias de la Empresa|Tags: |

En Amusement Logic consideramos que las fachadas tienen un gran potencial para los edificios, entendidas como una suerte de piel que aporta beneficios múltiples. Su empleo no se ha generalizado todavía en el mercado ya que buena parte de las fachadas de este tipo se asocian con proyectos emblemáticos y se entienden como una solución compleja, difícil de implementar y que exige grandes recursos económicos. Sin embargo, desde Amusement Logic nos esforzamos por ofrecer ideas constructivas mucho más sencillas para las fachadas, con partes y módulos relativamente fáciles de fabricar y de rápida instalación.

El nuevo concepto de fachada cinética que hemos desarrollado este mes, y que presentamos aquí, es resultado de dicho esfuerzo por simplificar el módulo de base de la fachada, sin que por ello pierda sus valores estéticos y su función de protección. Como puede apreciarse en el vídeo, esta nueva piel del edificio se fundamenta en un sistema de lamas verticales a las que hemos aplicado una suave torsión. Estas lamas rotan sobre su propio eje, de forma que al hacerlo abren o cierran por grados la entrada de luz a los espacios interiores.

Esta solución permite adaptar instantáneamente la fachada a las diferentes condiciones ambientales con las que convive a lo largo del día y del año. Ofrece además a los arquitectos la oportunidad de incorporar diseño y estética a las fachadas de los edificios, sin dejar de responder por ello a las exigencias prácticas y a las estrategias del diseño bioclimático, tan necesario en la arquitectura actual.

En definitiva, esta dualidad entre claridad y oscuridad, que genera la rotación de las placas verticales, y todo el espectro que va de una opción a la otra, supone además un recurso táctico útil para ocultar o revelar los interiores del edificio, es decir, para proteger su privacidad. Al mismo tiempo, y por añadidura, ofrece una apariencia externa única del edificio.

A diferencia de una fachada plana, nuestra nueva propuesta, este sistema de láminas verticales giratorias, confiere al edificio un agradable acento visual, una ilusión que interrumpe la mirada, que destella, que aclara y oscurece la imagen del edificio, desde la claridad y la revelación, al camuflaje y la ocultación.

TAMBIÉN PODRÍA INTERESARLE: