Published On: 20.10.2020|Categories: Noticias de la Empresa|Tags: |

La repetición de patrones es un recurso utilizado profusamente en arquitectura desde tiempos inmemoriales. Suelos, paredes o fachadas presentan constantemente, a lo largo de la historia de la arquitectura, la repetición de patrones a distintas escalas.

En Amusement Logic hemos utilizado frecuentemente esta vía, como atestiguan los numerosos artículos sobre la materia que hemos publicado durante todos estos años en nuestro boletín. En la mayoría de casos, hemos aplicado la repetición no tanto a elementos estructurales como a las fachadas, fueran estas fijas o cinéticas. Así queda manifiesta la enorme versatilidad del método. Aquí presentamos una nueva exploración del recurso a la reiteración, aplicado a la piel de un edificio, con un factor añadido.

Efectivamente, el diseño de este mes se fundamenta en la yuxtaposición de patrones modulares que al rotar en una matriz crean infinitas combinaciones, que resultan en otros tantos diseños. Así, no por ser repetitivos pierden la posibilidad de crear dibujos y aspectos gráficos muy variados. El secreto para que sea así se halla en el factor de la rotación. Cuando aplicamos orientaciones aleatorias a estos patrones o mosaicos mediante el giro, las formas de cada módulo vuelven a combinarse y se unen, de manera que producen patrones diferentes en número casi infinito.

El científico y matemático Sebastien Truchet ya estudió en el s. XVIII la estructura y capacidad de este tipo de mosaicos, cuyos resultados vertió en el libro Méthode pour faire une infinité de desseins différents, avec des carreaux mi-partis de deux couleurs par une ligne diagonale (o Método para hacer un número infinito de diseños diferentes, con baldosas divididas en dos colores por una línea diagonal), el cual os animamos a curiosear y leer (en francés) para profundizar en la cuestión.

Dado que siempre ponemos atención en la viabilidad de nuestros proyectos y diseños, hemos comprobado que los costes de fabricación e instalación de los paneles que integran esta nueva piel arquitectónica son fácilmente asumibles. Sin embargo, el impacto visual y las infinitas posibilidades, convertirán a la fachada, y por ende al edificio con que se revista, en un elemento único del entorno urbanístico.

TAMBIÉN PODRÍA INTERESARLE: