Published On: 09.09.2022|Categories: Noticias de la Empresa|Tags: |

Los parques acuáticos se concibieron desde sus inicios como instalaciones extensivas para el ocio y el turismo y, por ende, siempre se han desplegado en amplias superficies de terreno. Sin embargo, uno de los parámetros que determina su espectacularidad y el grado de emoción en la experiencia que ofrecen a los usuarios, más allá de representar un argumento comercial y de marketing, es la altura de sus toboganes.

A modo de ejemplo, el tobogán «Kilimanjaro» del parque acuático Aldeia das Águas Park Resort, en Barra do Piraí, Brasil, con una altura de salida de 49,9 metros, es el tobogán más alto del mundo (tal como expresa su portal electrónico en grandes mayúsculas y entre signos de exclamación). Este tobogán utiliza la cima de una colina como extensión de la propia torre de acceso y desciende literalmente entre un hueco excavado en la ladera, hasta la piscina de recepción.

Pues bien, con el giro copernicano que presenta en exclusiva Amusement Logic para una nueva concepción de parques acuáticos, la altura se convierte en una de sus características fundamentales. Con ella no solo se superaría el récord de Aldeia das Águas Park Resort, sino que quedaría pulverizado. Se trata de la Torre Acuática, o el primer parque acuático intensivo del mundo.

La Torre Acuática es un parque acuático con diseño en altura, que se despliega en distintas plantas a lo largo de una torre arquitectónica que se eleva hasta los 100 m de altitud. Dicho de otra manera, Torre Acuática es un parque acuático concebido como un rascacielos, o también un rascacielos diseñado como parque acuático.

En la Torre Acuática, algunos de los toboganes llegan hasta piscinas de recepción en el nivel del suelo y otros salen del edificio, dan vueltas y revueltas para acabar en el mismo edificio, unas plantas más abajo. Con un sistema de acceso mediante ascensores, los usuarios deciden su itinerario, bien para disfrutar de la gran variedad de toboganes, bien para comer o tomar algo en el restaurante elevado, bien para nadar en la piscina suspendida.

Las nuevas tecnologías en arquitectura, así como los nuevos materiales, hacen viable el diseño y la construcción de la Torre Acuática. En una superficie mucho menor que la que exigen los parques acuáticos convencionales, Torre Acuática ofrece a los visitantes y usuarios una variedad mayor de atracciones, superpuestas de forma intensiva en el edificio de 100 m de altura. Por otra parte, se convertirá en un hito mundial sin precedentes en el mercado del ocio y el turismo, y, por tanto, atraerá al público internacional desde todos los puntos del planeta.

TAMBIÉN PODRÍA INTERESARLE